lunes, diciembre 19, 2005

El del estribo

Va llegando este 2005 a su fin. Se me ha pasado rápidamente. Aviso a lectores y comentaristas menores de treinta años de edad que esa circunstancia parece inevitable a partir de la treintena y nos va dando real conciencia de nuestra dimensión en el vasto universo. Es importante, ahora más que nunca, aprovechar el tiempo, que no tiene repuesto.

Llegan las Fiestas de Navidad y fin de año que los sincréticos europeos cristianos del Mare Nostrum superpusieron a ciertas festividades paganas. Cuando era pibe, se trataba del lapso en que se reunía el núcleo familiar con los parientes y amigos que no aparecían en todo el año y nos visitaban o llamaban por teléfono. En este último caso, lo hacían a la línea del señor de la Planta Alta (si era en Mar del Plata Atlantic Country, y había que atender desde uno de esos cacharros de bakelita negra de ENTel) o bien a la de las amables vecinas solteronas del departamento del fondo (cuando era en Buenos Aires Portuarian City, y allí la herramienta era un teléfono negro marca General Electric). Los pobres, en aquella otra Argentina de las primeras comunicaciones vía satélite, donde sí había trabajo, esperanzas y hasta ideologías, no solían tener aparatos de telefonía. Hoy mis ingresos seguramente resultan más reducidos, con menor poder adquisitivo en términos reales si se los compara con los que por entonces percibían mis mayores, pero poseo una línea fija y dos móviles de otras tantas compañías diferentes. Sin embargo las Fiestas no se parecen ya a esas comuniones optimistas, acaso ligeramente falsificadas, necesarias para saber quiénes éramos.

Por mi parte, tengo decidido intentar conducirme de modo parecido a como lo hacía en aquellos otros tiempos, a ver si el gesto alegre se me pega para todo el año por venir. Hay que volver a soñar despiertos, o nos comen los caranchos. Hace poco dije a uno de los comentaristas de este blog que conviene tomar medidas apropiadas para dejar el alma debidamente planchada y sanforizada, pues muchas Hiroshimas nos aguardan en el breve curso de esta vida. Los sabios no se arrugan ni dejan encoger por la fisión del átomo. Por el contrario, agradecen el geranio en flor en medio de su balcón en ruinas. Aclaro que todavía no comencé a beber, pero he andado releyendo cosas de Estellés, Sábato, Ryonosuke, Sturgeon y Papini, y fíjense en qué ecléctico estado espiritual me han dejado esos señores.

Y aquí vamos con la serie de los mensajes particulares, a saber...

Principio de incertidumbre: Tenga unas girondianas, burtonianas, frostianas y farmacéuticas fiestas en su Patagones. Saluditos saludosos.

Gaia: Para la delicada dama de la blogosfera patagónica, un parco saludo de saltimbanqui tragafuegos pintado al mejor estilo de Pettorutti o Joan Miró y una sonrisa.

Mnemosine: El cubata de saké produce efectos devastadores. Adopte la posición de loto y tómese un descanso para leer algún texto añejo. Trate de acudir al Ars Magna de Llull o - en su caso - el “Kohiki” y el “Nihongi” y deje para patanes ignorantes del Zen la lectura de las Obras Completas de Vázquez de Mella ;-). Aunque si sobrevivió a Rawls...

No me olvidé de la paisana: Ignis, unha aperta. Nota: al primero que pronuncie "uña" en vez de "unna", como si fuera portugués, que no es otra cosa que gallego escrito con infames errores de ortografía, lo fajo. Bastante tengo con los brasucas que alteran invariablemente – valga la contradicción - la grafía de mi apellido.

El curioso lector: Espero esos informáticos le pongan nuevamente en marcha pronto la bitácora negra de las barricadas históricas virtuales. Póngale una vela a San Anselmo Lorenzo, en todo caso ;-). Salúdeme a cualquier conocido real o virtual que tuviere yo por ahí.

Marcela: Fumigue si pasa el Senador por su cuadra y, como la bella Lauren Bacall le pedía a Boogie, "si me necesita, chifle". Ya sale lo suyo.

Néstor: Estudiar palimpsestos es una noble tarea. Siga, siga, según decía el tan añorado como eficaz soplapitos Pancho Lamolina. Nosotros lo leemos agradecidos a su esfuerzo, aunque lo hayamos descubierto tarde.

Sole y Joaquín: ¡Habemus limoncello de MDQ! (el mejor, por supu). Lo beberemos hacia el otoño o invierno de 2006, si Dios quiere.

Zazie, Dolores, Amparo y Luis (no se queje, que lo dejo con una rubia y dos morochas de sus inmediaciones, y le aseguro que las tres están buenas): Si acaso leyeran esto, no se resfríen con la nieve y no tiren muchas mascletás.

Saludos también para la silenciosa representante entrerriana en los alrededores de Toronto, que me debe las fotos de la parte posterior de Mississauga.

Lucas el inquisidor marechaliano, Alejandro, lobito el barroco y algunos otros comentaristas y lectores ocasionales que sería largo enumerar: Los leo, y no los comento porque no tengo tiempo ni inspiración suficientes como para arruinar todos los blogs ajenos con mi testimonio literario. Pero cuidado: el día menos pensado hago acto de presencia.

Marcelo: Si todavía leyeras esto, un saludo. Ídem para Elena.

Y nada más. Espero no omitir a ninguno. En febrero, si estamos, nos leemos. Y si no, hay cosas mejores que hacer. Sonrían, que por ahora es gratis y son todos ustedes buena gente que vale su peso en oro, gramo más, gramo menos.

23 comentarios:

Soledad dijo...

Páselo bien. Un brindis virtual (y guarde lemoncello)
:P

Dr. Tooth dijo...

Se ha olvidado, sí, de mí. Pero le perdono el desliz. Buen fin, y mejor principio.

Ignis fatuus dijo...

Por estos lares se te desea un buen comienzo de año, besos debajo del muérdago, un traje blanco con la subsiguiente purificación... y todo tipo de metáforas adecuadas para que lo que viene, sea el 1, el 2 o el 15 sea, simplemente, Mejor.
Brindo por eso.
Unha aperta de esas,

principio de incertidumbre dijo...

No está de más, decirle, que le salen con cerveza (y salame) los saluditos saludos, para tan buen alma (lo que digan las víctimas... ups, los clientes, no cuenta).
Es una lástima que en mi muy corta visita por Baires City no tuve oportunidad de importunarlo.
Los teléfonos de ahora, sin duda que no son nada románticos ni con el gusto melancólico de los su infancia (y de las vecinas). Ni siquiera andan para las fiestas.
Será cuestión de ir inviertendo los motivos y llamar a los seres queridos todo el año, e ir evolucianando en qué es lo que se festeja. Para mí es una buena oportunidad de mirar a mi familia a los ojos, y saber, que estamos. Que hay tiempo.
Y no se preocupe si gana más o menos. Y si leer a toda esa gente le trae algún que otro replanteamiento espiritual, ¡éntrele al etílico!
Además, si mal no recuerdo, varias veces lo leí citar a Spinetta, para negar eso de que todo tiempo pasado fue mejor.
El futuro puede no serlo, pero queda la esperanza, aunque la vida pase como tornado...

lucas dijo...

¡Cuorsaludos Alfredo! Le deseo mucha sansidra y mesianico pan dulce, y le dejo la certeza que sus blogensayos son de lo mejor qe se puede encontrar en esta aislared.

(la tengo que cortar con la cebada, me llena de mediocre neolenguaje)
(retirome a ver la pelicula navideña del año: "El evangelio según mateo" por Pasolini)

¡Salud!

El Curioso Lector dijo...

Gracias por acordarse de mí, Don Alfredo (y por de "Ácrata Ilustrado", a un servidor, que se considera heredero de la Ilustración, le gusta, le gusta). Aparte de la vela a San Anselmo, aunque yo soy devoto de San Valeriano (Orobón Fernández), le diré al Miliciano Noël que le regale algo de mi parte.

http://img311.imageshack.us/img311/3748/milicianonoel5jr.png

A ver si me pongo al día con usted aprovechando que en estas fechas estoy bajo menos presión. Pero ya sabe en el lío en el que ando metido ahora, por lo que espero disculpe usted mi tardanza en responder y que no comente mucho últimamente por aquí.

Feliz Solsticio de Invierno.

Alfredo dijo...

Sole: No esperaba otras palabras (etílicas) de una dama deslumbrante como V.M..-
Dr. Tooth: Espero no se haya enojado, pero realmente la multitud de comentaristas es tal que, sumada a mi conocida discapacidad mental, nunca consigo evitar dejar a alguno sin mención.
Ignis: Las del norte del Miño son las únicas apertas que existen, aunque se den a orillas del Plata. Las demás son burdas imitaciones ;-).
P d I: La "Cantata de Puentes Amarillos" (1973), que termina diciendo "...ya es mañana (anticipándose a eso de 'El futuro llegó hace rato' de cierta banda platense, ya en los ochenta) tiene una parte mejor, que es la que sigue inmediatamente a eso tan certero que dice el Flaco acerca del tiempo: 'Aquellas sombras del camino azul, ¿dónde están?/ Yo las comparo con cipreses que vi/ sólo en sueños....
Lucas: Esa peli de Pasolini se llama casi igual a un cuento de Borges, que es 'El Evangelio según Marcos' (que, ahora que hago memoria, cuando me lo hicieron leer en la escuela allá por 1977 no entendí un corno, y luego comprendí que la historia es neoclásica y terrible). Tampoco sobrevalore lo que lee por aquí.
Curioso Lector: 1. Acabo de mirar lo del Noël, y tiene su gracia. 2. ¡No me diga que ese señor Orobón es el que tradujo la famosa canción cuyo estribillo da nombre al website en que usted publica! 3. Solsticio de Verano, en estos parajes del Extremo Occidente. Nos leemos pronto, espero.

Gracias a todos, y un saludo a cada uno de ustedes.

Mnemosine dijo...

Para mi desgracia ya lei al infatuo (sip) Vazquez de Mella, incluso en mi ciudad queda una colegio con dicho nombre donde yo entrenaba a baloncesto (!tres puntos colega!)
Un abrazo y cuidese, Alfredo roshi, garibaldiano personaje en las letras.

Nota: deje el alcohol, asi que no se preocupe por mi estado. El frio si que es perjudicial (y chupar los liquenes de los Budas que me voy encontrando)
Espero tener mi ordalia personal leyendo algun dia al tal Llul, del que un libro lo titulaba "hombre de frontera", como vos

Alfredo dijo...

El infatuo, con serlo, no deja de ser gracioso: no conozco otro caso en la Historia de ideólogo revisionista de una ideología política totalmente reaccionaria en nombre de ¡la necesidad de "adecuarla a los tiempos modernos"! XD
GG, aun habiéndose involucrado de este lado del charco en bandos que no me son simpáticos, ya era otra cosa: fijate que en Corrientes, unos cientos de kilómetros Paraná arriba, hay una iglesia en que una de las hojas de su puerta todavía tiene grabado en la madera el apellido de don Giussepe; un autógrafo garibaldino que ya quisieran tener los italianos.
Tu ordalía personal con don Raimon es recomendable. Teniendo las Baleares cerca, no sería mala idea pedir permiso a los alemanes e ir a leerlo allí mismo, en el ambiente que le es propio ;-)
Feliz año nuevo

principio de incertidumbre dijo...

Perdón que moleste por esta vía, es que ando con un pequeño problema. ¿Cómo hago para que mi página no "tenga contenido adulto"?
Se ve que alguien la sugirió y desde lugares con filtros no se puede entrar.

:(



¡Feliz año, che!

Turca dijo...

Hay Principio! Yo estoy pior q vos!No se ni cómo se arma la lista de blogs favoritos... Esa q se pone en el costadito...
Dos 'técnicos bloger' por acá!!!
O uno muuuuuuy voluntarioso.

Besos inocentes para todos.

¡¡¡Y buen año!!!

Alfredo dijo...

Principio: Su problema se soluciona casi siempre pidiéndole a quien esté a cargo del locutorio en que nos encontramos que desactive el filtro sobreprotector de menores y estúpidos instalado en la compu que estamos utilizando. Besos para usted.

Turca: Hola. Lo tuyo es más complicado. Hay que meterse en la plantillla del blog, hasta llegar a una parte que dice algo más o menos así: h2 class="sidebar-title" y entonces viene una serie de enlaces que no puedo reproducir en los comentarios porque no hay manera de que los leas aquí, pues me aparecerían simplemente los enlaces pero no el texto que los pone, o sea el lenguaje HTML. Para entender cómo usar los comandos del HTML, consultá esta página u otra similar, y no dejes de investigar un poco la página de Blogger.
Que Alah, el Eterno, el Misericordioso, y su World Wide Web infiel sean contigo ;-).

Perdónenme el humor negro: me voy a seguir escuchando el éxito del verano 205/2006: "Engañándote", por Herodes y sus Niños Envueltos, la nueva banda punk que hace furor en el Río de la Plata...

Néstor dijo...

Alfredo,gracias por los elogios; que tengas un muy buen año 2006.
Un abrazo desde la patagonia

Alfredo dijo...

Gracias, Néstor. Eso de 'un abrazo desde la Patagonia', firmado por alguien con ese nomre de pila, acabará por hacerme fama de persona influyente entre los lectores de esta bitácora. ;-)
Al menos, allá abajo no lo empezarán con más de 25/30ºC, si todo marcha conforme la normalidad meteorológica, lo que les envidiamos profundamente los residentes en la zona central de nuestro querido país. Otro abrazo.

Mnemosine dijo...

Alfredo roshi, me comunican que un busto de Vazquez de Mella adorna los pasillo de tan insigne colegio, justo enfrente del despacho del director (!je, curiosos no!).
Tambien tenemos la Plaza Conde Rodezno (un simpatico intelectual como usted sabra). Garibaldi es un tipo corajudo que, segun lei no recuerdo donde, salvo a un jovenzuelo de morir ahogado en la bahia mientras la gente miraba el se lanzo a rescatarlo (ustede (ab) usa de la palabra para conseguir lo mismo).

Nos seguimos leyendo y cuidese

Alfredo dijo...

¡Pero cómo no voy a conocer a ese prestigioso intelectual, si era uno de los que fue diputado en nombre del Partido y programa del pintoresco señor V.M.! Esa gente recuerda poderosamente a, por ejemplo, el General Roca, un tucumano educado en Entre Ríos (¡pobre Entre Ríos!; siendo de ahí los Borges, los Mansilla y otros que además de andar a los sablazos con más honor escribían fenómeno, educar a este elemento!), que infortunadamente figura en nuestros billetes de $100 y da nombre a algunas avenidas y calles de diferentes ciudades argentinas, que fue Presidente dos veces, y antes de eso, en campaña durante nuestras contiendas civiles - contra fracciones del Ejército que apoyaban a rebeliones políticas o contra pueblos indios alzados en armas - dicen se jactaba de haber ordenado disparar cañonazos contra los enemigos en fuga 'para que hubiera muchos muertos, así la gente al leer la prensa creía que realmente había ganado una batalla importante'. Los amerindios parientes de doña Principio no lo tienen en muy alta estima y consideración, y algunos carapálidas (aunque con algún mestizo por el camino: nunca se sabe lo que hacían nuestras tatarabuelas) como el suscripto, tampoco. Ya hubo un corajudo intendente patagónico que le sacó el nombre de este fulano a la avenida central de su ciudad, entre la algarabía de los maleducados de siempre y el pesar de la gente de bien ;-)... Lo único que se le debe a su entorno es el glorioso "revuelto Gramajo", que alguna vez le explicaré qué es, una delicia de la cocina argentina, especialidad de mi señora abuela, que en paz descanse.

La anécdota de Garibaldi Pum acaso sea auténtica: Montevideo tiene bahía, Nápoles también, y creo anduvo en sus correrías libertarias por Bahía Blanca y por La Habana, así que por ahí rescató a alguno que se ahogaba mientras los demás silbaban un aria de ópera y debatían sobre los cirrostratos que se alzaban en el horizonte y la formación de la defensa del Inter de Porto Alegre. Pero yo esa anécdota la tengo como la del origen de la pulmonía que se llevó de entre los vivos a Pedro el Grande, zar de Rusia, que se habría tirado al agua helada para sacar a un marinero de su nave almirante que se estaba ahogando mientras sus compañeros de armas miraban como se iba poniendo cianótico y debatían acerca de la mejor marca de vodka. ¿No estarás confundido de barbudo con melena? :-)

Happy new year! Y nos seguimos leyendo, sí. Gracias

Mnemosine dijo...

!Uhmm! pone en duda mi sapiencia... en cuanto tenga biblioteca a mano busco y comento. Lo del Pedro el Grande me interesa mas porque decian que auqnue fuese l que mas bebia siempre controlaba a los ariscos aristocratas y pegaba un capon (o cortaba un cabeza) para merecido escarmiento y ensenanza de sus duras molleras.

Un abrazo, roshi

Alfredo dijo...

Sobre todo cuando Petruchka, que según el Tío Pepe (ese simpático jerarca georgiano, medio pariente de los vascos, según opinan etnólogos y lingüistas ;-), del Personal Computer) no había cortado suficientes cabezas, pescaba a un bárbaro eslavo de las clases nobles escarbándose los dientes con el cuchillo en su imperial mesa en oportunidad de darse un banquete. ¡A eso se lo llama enseñar buenos modales: etiqueta (negra) y ceremonial!
Un abrazo para usted, y -ahora sí- hasta febrero.

Anónimo dijo...

Hola Alfredo

Pasé sólo a saludar y recordar viejos tiempos. ;-)

Besitos y abrazos de mascletá.

Te dejo también mi página:
http://red.elaleph.com/caleidoscopio/

Amparo (Stel)

... nada para decir dijo...

No se si en tu mundo de olas, y arenas seguiras pasando por acá... pero queria decirte que en caso de querer visitarme nuevamente mi nueva direccion es:

retazosdelluvias.blogspot.com

un abrazo alfredo

Alfredo dijo...

Enero 23, Día internacional de la rubia comentarista ;-). Vayamos por orden de aparición.

Amparo: una grata reaparición, abraçada ruidosa incluida. En cuanto me ordene un poco (ando de pintor de brocha gorda y otras yerbas) me daré una vuelta por ahí, a ver de qué se trata, y veo en qué parte de los enlaces te enlazo (valga la redundancia o juego de palabras ;-) ). Petó.

Gaia: Cuando abro mi correo electrónico y encuentro los avisos que me manda Don Blogger, paso por donde debo. Ya mismo actualizo en los enlaces tu dirección URL, y en unos días me doy también una vuelta por ahí (tengo muchas ciberdeudas pendientes, empezando por los sufridos comentaristas de esta digna bitácora). Un beso, y gracias por estar.

Ignis fatuus dijo...

Ha sido usted uno de los elegidos.
(suena ominoso)
Si llegas pronto quizá te de tiempo de pasar por mi página y recoger una invitación, un poco "en cadena" pero que quizá, por un instante, pueda apetecerte. Ya me contarás.

Un bico,

Alfredo dijo...

Sí, enero es el mes de la comentarista rubia. En su blog, le acabo de contar.
Bico